viernes, 28 de abril de 2017

En orden

Al otro lado su voz me desveló. Sonaba llorosa, como si algo hubiera saltado por los aires, como si ya no hubiese salvación. Al rato, todo volvió a su lugar. Nada había pasado. Todo estaba en orden…

Something just like this, de The Chainsmokers & Coldplay.

martes, 25 de abril de 2017

Espejismos

A veces en la vida te tropiezas con espejismos, con ilusiones que en verdad no son, y no es fácil de sobrellevar. A veces la vida te la juega, sin más. Un día te levantas y crees que todo va bien, que las sonrisas son de verdad, que solo respiras vida... Eso es lo que haces sin mirar más allá ni a los lados; no miras, sigues y te confías. Pero cuando un sábado te pones a limpiar la cristalera del balcón, te fijas y ves una minúscula grieta por donde tarde o temprano sabes que se colarán todos los miedos del mundo. La fisura no llega al milímetro de diámetro, es casi imperceptible, pero está ahí: vigilándote. Te acecha día y noche, y ya no puedes dormir, ni hacer absolutamente nada. Restriegas con todas tus fuerzas para que desaparezca, te encomiendas al cielo y rezas, rezas mucho. Sabes que todo era un espejismo, pero -quieras que no- te habías hecho la ilusión de que esta vez todo saldría bien...

Creep, de Radiohead.

miércoles, 19 de abril de 2017

Diez cosas, diez años en azul tokio



Uno. Todo comenzó de forma casual. Sin fin claro, sin meta definida, pero bajo un cielo color azul.

Dos. Las primeras imágenes, los primeros versos. Después llegaron los primeros lectores.

Tres. Contar más, con menos. Decir exactamente lo que expresar. Ni más ni menos.

Cuatro. Y tocó la música. Las batallas de la alegría. 

Cinco. También apareció el desgarro. El amor sin amor.

Seis. Todo se desmoronó. Hubo que seguir adelante.

Siete. Del negro desnudo al blanco con paraguas rojo y bajo un cielo de esperanza. Ahora es horizonte.

Ocho. Cerrado por vacaciones, los silencios y los ceses temporales de convivencia.

Nueve. Las letras. Cuando los libros hablan mejor de lo que se pudiera imaginar.

Diez. Nadie sabe qué sucederá mañana.
  
Bonus. Este 19 de abril este blog celebra su décimo aniversario. Un millón de gracias.

La media vuelta, de Luis Miguel.

martes, 18 de abril de 2017

Desgracias

He fracasado. Podría decirlo de mil maneras distintas; podría disfrazarlo, incluso, atenuarlo, pero no estaría diciendo la verdad. Sé que dicho así suena duro, feo y sin embargo no puedo dibujarlo de otra manera. A veces las cosas no suceden como me gustaría, a veces la vida es como es y no hay nada que hacerle para cambiarla. Las derrotas son solo derrotas. Toca rendirse, agachar la cabeza y rezar para que la claudicación no nos traiga mayores desgracias...

Dibujas, de Dani Martín.

viernes, 14 de abril de 2017

A solas

No sé muy bien por qué razón, pero este martes cualquiera me he despertado con una desazón en el estómago. No entiendo por qué esta intranquilidad que no me deja a solas. Es como algo que me aprisiona el estómago, que me obliga a estar en alerta, como si adivinase que fuera a pasar algo. Debe ser cosa del cambio horario o del climático. Tal vez es culpa del barrendero que da voces a las siete de la mañana o, simplemente, de la vida, que ha dejado de ser valiente…

Always alright, de Alabama Shakes.

martes, 11 de abril de 2017

Se puede

Qué bonito es que salga el sol, qué bonito, volver a tener una ilusión. De pronto es como si todo funcionase de nuevo. De esperanzas se vive, lo sé muy bien. Cuando lo malo pasa, solo te queda continuar y la única vía para lograrlo es la de reenamorarse de lo que nos rodea. Regresar al origen y soñar, soñar sin parar...

Pd. Sí, se puede.

viernes, 7 de abril de 2017

Once más



Ahí van otras once más...

El cielo que me das, de Rosana; Brother, de First Aid Kit; Evolución, de Lori Meyers; De ley, de Rosario; The weary kind, de Ryan Bingham; Trusted, de Ben Folds; GMF, de John Grant; Either way, de Beta radio; Déjame vivir, de Jarabe de palo; Lost in my mind, de The head and the heart; y Fíjate bien, de Juanes.

Pdt. Siempre está bien hacer recuento de cómo van las cosas...